Marcha y sale (II)

Entra la misma comanda. Ensalada de gírgolas, empanadas, revuelto y almejas. Salen los 3 primeros. Busco dos trapos, porque las almejas van a la mesa en la misma ollita de hierro donde se cocinan , y agarro ambas asas. Uno de los repasadores de engancha en la hornalla y, al tironear, vuelan las 10 almejitas por el aire…

Freakie, pero mal. Fui atrás, busque otro ollita, mientras escuchaba a E. que decía Emma, no pasa nada, vamos de nuevo. Lauri, dale un vaso de agua. Estaba ciego de furia, porque me había quemado, porque había cortado la mesa y porque me seguían entrando comandas. Y sumale que cuando me agacho a mi heladera a buscar el sofrito en el cual se cocinan las almejas, volqué todo el mojo que acompaña a las empanadas.

Cuestión que saqué de nuevo las muy putas almejas, salió también el salpicón de cordero que había entrado y, luego de chequear que no hubiera nada más por hacer, me saqué la bandana y fui para el vestuario. Me moje la cara, tomé agua (finalmente), bajé un toque y volví al ruedo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: